Calzada de los Blendios

CALZADA DE LOS BLENDIOS

 El sendero de Gran Recorrido GR 73, es una ruta de 131 kilómetros que recupera, en su mayor parte, la antigua vía romana que unía Pisoraca (Herrera de Pisuerga) y Portus Blendius (Suances). La calzada romana superaba la Cordillera Cantábrica por su punto más débil: Reinosa, utilizando los corredores naturales que forman los ríos Pisuerga y Besaya. Se le dio el nombre de Calzada de los Blendios en recuerdo de la tribu cántabra que ocupaba una parte del territorio por el que transcurre la vía.

Ofrecemos una división en etapas de la “Calzada de los Blendios” propuesta por Juan Holgado en su artículo “Un viaje a medida”, aparecido en la revista de viajes Grandes espacios, nº 83 (Noviembre, 2003), págs. 51-52.

 1ª ETAPA. HERRERA DE PISUERGA-SANTA MARÍA DE MAVE

Longitud: 20 kms.

Tiempo: 6 horas.

Desnivel acumulado: 350 m.

Empezamos en el puente de la carretera Herrera-Burgos, llamado Puente de San Francisco, siguiendo el camino de sirga de la ribera derecha del Canal de Castilla, cuyas aguas nos acompañarán hasta Alar del Rey. Por este camino, y por el de la ribera opuesta, circulaban las caballerías que arrastraban las barcazas aguas arriba. En Alar siguen en pie las dársenas y los almacenes donde se acumulaba el grano que partiría en carretas hacia los puertos del Cantábrico. Desde Alar seguiremos entre el río Pisuerga y la vía del tren por unas alamedas hasta el pueblo de Nogales de Pisuerga. A partir de aquí, una vez cruzada la carretera nacional, seguiremos por caminos agrícolas hasta la aldea de Barrio de Santa María que atravesaremos en busca de un cruce de carreteras: por la izquierda se va al pueblo de Barrio de San Pedro; seguimos por la derecha hasta cruzar la carretera nacional en Puebla de San Vicente. Sigue el GR por una carretera comarcal hacia el convento de Santa María de Mave, cruzando antes el río Pisuerga por medio de un puente.

Parques y rios en HerreraPuente de San Francisco en Herrera

 

2ª ETAPA. SANTA MARíA DE MAVE-AGUILAR DE CAMPOO

Longitud: 11 kms.

Tiempo: 3 horas.

Desnivel acumulado: 225 m.

Para llegar a Mave seguimos la carretera comarcal para cruzar de nuevo el río Pisuerga a la entrada del cañón de la Horadada, un estrechamiento formado por el río y que sólo el ferrocarril atraviesa. A la derecha podemos ver las impresionantes formaciones rocosas de Las Tuerces. Tras cruzar el puente enseguida llegaremos al pueblo de Olleros de Pisuerga. El camino comienza a tomar altura por la ladera oeste del monte Cildá hasta dar vista a Valoria, y desciende después por un camino agrícola. Cruzado Valoria, tomamos otro camino agrícola que asciende hasta una loma desde donde hay una magnífica panorámica de Aguilar de Campoo. Ya sólo resta descender suavemente hasta el río Pisuerga y entrar en Aguilar.

caa-on-de-la-horadada-2 Cañón de la Horadada

3ª ETAPA. AGUILAR DE CAMPOO-REINOSA

Longitud: 29 kms.

Tiempo: 10 horas.

Desnivel acumulado: 650 m.

Esta es la etapa más larga y solitaria del recorrido. Salimos de Aguilar por la carretera a Nestar y rápidamente nos desviamos por un camino a través de un valle que llega a Grijera. Después de caminar un par de kilómetros por la carretera a Menaza, nos desviamos a la izquierda hasta llegar al río Rubagón, dejando Nestar a 500 metros. Un bello puente romano (“Puente de la perdiz”) de cinco ojos permite vadear el río y tomar una senda que sale de frente y cruza la antigua vía del ferrocarril; estamos en el llamado Cordel de Merinas. El Cordel sube a una loma con un bosquecillo de robles y desciende después cruzando la vía de tren nuevamente. Pasado el arroyo de la Canal llegamos a la aldea de La Quintana, donde veremos, por primera vez, un pequeño tramo de la calzada romana, aunque son más interesantes los menhires dispersos por la zona.

Puente PerdizNestar

Puente de la Perdiz en Nestar

Cruzamos el estrechamiento que forma el río Camesa hasta el hostal de carretera de Casasola. Aliado del restaurante un antiguo puente nos permitirá cruzar el río y entrar en Valdeolea, un gran valle muy apartado, con varios pueblos asentados en sus laderas. De frente, capta nuestra atención una torre medieval en lo alto de una loma hacia la que nos dirigimos para llegar a un cruce de carreteras. Comenzamos el descenso hacia Reinosa a través de un hayedo. El bucólico paisaje se ve interrumpido por la nueva autovía que salvamos por la izquierda.

 

4ª ETAPA. REINOSA-BÁRCENA DE PIE DE CONCHA

Longitud: 21 kms.

Tiempo: 7 horas.

Desnivel acumulado: 1.200 m.

EL camino nos lleva en continuo ascenso por el Pozo de las Sanguijuelas hasta Morancas. El sendero se eleva sobre el valle del Río Besaya. Entre grandes y amplios prados, seguiremos hacia Rioseco y Pesquera. Allí el GR aprovecha un camino cementado que sube hasta Somaconcha, una especie de collado que divide los dos valles y donde hay una bonita iglesia. En este punto comienza la parte mejor conservada de la calzada romana.

El GR cruza la diminuta aldea de Mediaconcha y sigue descendiendo por la ladera del monte Bustío; cruza la vía del ferrocarril por un estrecho puente (teniendo a la vista en la ladera de enfrente Pujayo). La calzada zigzaguea  para perder altura suavemente y entra en Pie de Concha, barrio de Bárcena de Pie de Concha.

 

5ª ETAPA. BÁRCENA DE PIE DE CONCHA-CORRALES DE BUELNA

Longitud: 23 kms.

Tiempo: 7 horas.

Desnivel acumulado: 1.050 m.

EL GR 73 se dirige a Cobeju para seguir por caminos que pasan repetidamente por debajo de la vía de tren pues la vía, para ganar y perder altura, tan pronto va hacia el norte como hacia el sur. Cruzamos Molledo y descendemos a la  vera del río Besaya, pasando por los pueblos de Helguera, Santa Cruz, La Serna, Arenas, hasta llegar a La Fragua. Una observación para los cinéfilos: la gran casa rodeada de gigantescos árboles fue el escenario de la película Los Otros. El camino sube decididamente hacia el collado de Piedrahita.

Del otro lado seguiremos hasta la carretera de Villayuso. Allí usaremos una carretera en fuerte ascenso hasta Collado, un pueblo en plena montaña y con vistas al amplio valle donde se asienta Los Corrales de Buelna. Cruzaremos nuevamente un bonito bosque, donde la calzada romana vuelve a ser visible, aunque algo deteriorada. Después de cruzar la aldea de La Cantina, muy pronto entraremos en Los Corrales de Buelna.

 

6ª ETAPA. CORRALES DE BUELNA-SUANCES

Longitud: 26 kms.

Tiempo: 8 horas.

Desnivel acumulado: 825 m.

Nos dirigimos hacia el profundo corte que ha hecho el río Besaya en la Llamada Hoz de las Caldas, donde se juntan el balneario, la carretera, el ferrocarril y el Santuario de Nuestra Señora de las Caldas. Nada más salir de la hoz,  cruzamos el bello pueblo de Riocorvo, que conserva unas hermosas y señoriales mansiones, cruzamos la carretera y seguimos por el Camino de la Camberona para ir a Yermo. Siguiendo tranquilas carreteras comarcales pasaremos sucesivamente por Bedicó, Sierra Eisa y Reocín, pueblos ubicados en suaves lomas siempre verdes. Las minas de Reocín han dejado un profundo y enorme hoyo que bordearemos completamente para descender a Puente de San Miguel, pasando antes por un túnel debajo de la autovía.

Pasado Vispieres damos vista ya a Santillana del Mar desde un alto. Descendemos por un camino hasta una carretera que nos introduce en Santillana. La visita a esta villa ha de ser reposada para sacar todo el jugo a esta joya medieval tan bien conservada. Saldremos de Santillana en ascenso hacia Camplengo, Yuso y Avíos para avistar al mar azul a lo lejos. La piel, la nariz, todo nuestro cuerpo nota ya la cercanía de Suances. Al llegar a la antigua Portus Blendius la cruzaremos hasta llegar a su puerto y a la Punta del Dichoso, un magnífico lugar para recibir el bien ganado beso del Cantábrico.

 

BIBLIOGRAFÍA

Gil Álvarez, Juan Miguel y Francisco Obregón Goyarrola, La Calzada de los Blendios. Topoguía del Gr 73. Ed. Estudio, Santander, 2002.

Gonzalo Arias, Repertorio de caminos de la Hispania Romana, ed. del autor, 2004.

Puedes descargarte esta información en el siguiente enlace:  Calzada de los Blendios (pdf)